B. R.

Las terapias con Ángeles para mí fueron todo un descubrimiento. En mi vida hay un antes y un después a raíz de descubrir a estos seres tan maravillosos. El saber que están ahí, las señales que te mandan, cómo se comunican contigo…Es un cúmulo de anécdotas tan bonitas e inexplicables que siempre te quedas con ganas de más. El sentir en la meditación la energía del Arcángel Miguel, su abrazo, subiéndote la vibración instantáneamente, eso no tiene precio…

Laura

El masaje Metamórfico, era algo desconocido para mí, pero gracias a esta terapia, a Virginia y con ayuda también de la terapia floral, he podido superar parte de mis miedos, algunos de ellos heredados, y ver de dónde proceden.

M. J.

Desde que entro por la puerta de la consulta, el ambiente ya desprende una energía mágica, acogedora, que atrapa desde el principio.

Con el masaje metamórfico y la terapia floral he conseguido tener un estado de relajación y tranquilidad que me hace recordar lo verdaderamente importante de la vida. Los síntomas que me provoca la ansiedad han mejorado notablemente, llegando incluso a desaparecer la mayoría de ellos.

S. R.

Mi experiencia en la terapia de Tarot y Ki de las 9 Estrellas fue alucinante. Pude entender el comportamiento de mi hija y a partir de ese momento hay un antes y un después en nuestra relación como madre e hija, recuperando la conexión que tenía con ella.
Al hacer la tirada del Alma del Tarot ví cómo las cartas te van mostrando todo lo que estaba pasando en mi vida y el rumbo que tengo que ir cogiendo para llegar a lo que yo quiero, que es mi paz y mi felicidad. Gracias a todo esto voy dándole sentido a mis cambios de vida, he conseguido sentir todo el bien que me hace cada terapia de Virginia y cada día tengo más ganas de volver

María

Las terapias de Chakras y Tarot, las meditaciones guiadas y filtros bioenergéticos me ayudan a encontrar paz interior, a resolver cosas que ni siquiera somos conscientes que cargamos, que no son sólo nuestras, si no de personas a las que amamos.
Me ayudan a soltar amarres para avanzar en una vida más bonita y más libre, a quitarnos el miedo a lo que no conocemos y a confiar. A crecer emocionalmente en nuestro día a día de forma positiva y sanar las heridas, desde el amor y el respeto hacia ti misma y hacia los demás.